Entrevista. Ben Stiller y Chris Rock Los comediantes, que prestan sus voces al león y a la cebra de la saga, hablan de la tercera parte que se estrena el jueves, en 3D.

Ni Ben Stiller ni Chris Rock imaginaban, once años atrás, cuando empezaron a trabajar poniendo sus voces al león Alex y la cebra Marty –dos de los cuatro animales que protagonizan la saga; los otros son la jirafa Melman y la hipopótamo Gloria-, que Madagascar iba a seguir siendo parte de sus vidas durante tanto tiempo. “Mi primera hija cumple diez años y no había nacido cuando empezamos con esto”, dice Rock, como recordando tiempos inmemoriales.

Sin embargo, el éxito de las dos anteriores (ver Cifras) hizo que este jueves aterrice en el mundo la tercera parte, Madagascar: Los fugitivos, en el que los animales en cuestión terminan de gira por Europa mezclándose en un particular circo y conociendo nuevos personajes.

En el Festival de Cannes, donde la película –la primera de las tres en 3D- se presentó en estreno mundial, Clarín conversó con los dos comediantes, que son el alma y el corazón de esta saga.

Como es de imaginar, resultó difícil hacer preguntas y obtener respuestas directas cuando uno se topa con dos humoristas que hablan más entre sí que con el entrevistador. En la vida real, como en el filme, Stiller juega el rol de tipo más serio y Rock no para de hacerse el gracioso ni un momento.

¿Cómo fue el trabajo esta vez?

Rock: ¿Trabajo? Trabajo es lo que hacen las personas que vienen a limpiar este cuarto después de que nosotros nos vamos. Lo nuestro es fácil comparado con eso. Es trabajo, pero hacemos lo que nos gusta…

Stiller: Si disfrutás lo que hacés, es más fácil. Y el proceso de hacer voces para animación también es más relajado si lo comparás con actuar, escribir o dirigir. No hay tanta responsabilidad, es liberador. Te divertís y eso es lo que ellos buscan, que improvisemos. No tenemos que estar tres años, como los directores, siguiendo el proceso de animación con la película en nuestras cabezas, viendo como cambia y avanza.

Rock: Es muy relajado. De hecho, yo hago a todas mis sesiones de voz en ropa interior…

¿Pero imaginaban que iban a estar haciendo esto diez años después?

Stiller: No, la verdad es que no…

Rock: ¡Lo mismo dijeron los Stones!

¿Cómo se hace para mantenerlo fresco, nuevo, distinto?

Rock: Jeffrey (Katzenberg, el productor) le encuentra la vuelta. Trae nueva gente, apuesta más alto.

Agregaron a Noah Baumbach, un director de cine independiente, como coguionista…

Stiller: Noah es amigo (hicieron juntos Greenberg) y pude haber tenido algo que ver con su incorporación.

Rock: Ellos son muy amigos, los veo siempre de joda en la ciudad.

Stiller: Sí, claro, Noah es un animal de la noche, un tipo reloco (risas). Creo que su participación elevó el nivel del texto, pero la escritura va de la mano con la animación. Va cambiando, no es tan simple.

Le debés haber exigido que te agregue más texto…

Stiller: No, al contrario, menos…

Rock: Si ves la película te das cuenta que es una mezcla de Terminator 3 con Historias de familia (opera prima de Baumbach). No, en realidad es una película muy loca, muy sorprendente desde lo visual. Parecen por momentos imágenes de (David) LaChapelle o una película de animación dirigida por Baz Luhrmann (Moulin Rouge!)

Stiller: En este momento de evolución de la saga se pueden dar la libertad de tomar más riesgos. Hay nuevos personajes, nuevas locaciones, cosas más locas.

¿Sienten que acá se cierra la saga o podrían hacer más?

Stiller: Me encanta hacerlas, la experiencia es genial. Si la gente quiere y hay una historia para contar se puede seguir. Yo creo que después de tres películas tal vez ya está. Habría que ver cómo seguirla. Esta parece una conclusión bastante natural.

Rock: Mirá que se hizo Misión: Imposible 4 y les fue muy bien…

Stiller: Entonces puede ser…

De sus películas seguro que son las que más les gustan a sus hijos…

Rock: A los míos les encantan. El otro día fui a la escuela de mi hija a una actividad en la que los padres leen a los alumnos y todos me pedían que hiciera cosas y canciones de Madagascar.

Stiller. Los míos disfrutan las películas que hago, pero no están pendientes. Igual, es bueno tener una película que compartir con ellos.

Rock: Pero tenés muchas, las del museo, Megamente. Sos muy famoso en mi casa…

¿A sus hijos les gusta el trabajo que ustedes hacen?

Rock: A la mayor no le importa, pero la más chica se llevó el Kids Choice Award al colegio para mostrarlo. Ella es del tipo: “Mi papá es Chris Rock”. Terrible…

Stiller: A mi hija no le importa mucho. Mi hijo es fan de Dodgeball.

¿Les gustaría que sean actores?

Rock: A los 18, a los 20, todo bien. Ahora que vayan a la escuela y que vivan una vida normal.

Ben, ¿por qué película te reconocen más en la calle?

Stiller: Cada uno tiene una distinta. Me sorprende cómo creció Zoolander (ver recuadro), porque cuando se estrenó fracasó. Creció gracias al DVD y el cable. Es genial. Es distinto cuando una película es un éxito de entrada y otra cosa cuando es así.

Rock: Tal vez pase con Greenberg.

Stiller: ¿Te parece?

Rock: Además, en cable está todo junto. Ves Batman y después dan Greenberg. No cambien de canal…

Stiller: El problema ahora es que en los canales satelitales hay gente que le pone estrellitas calificando las películas y eso te arruina todo.

¿Qué es lo más rockero que hacen en esta etapa de sus vidas?

Rock: Soy un tipo normal que lleva a los chicos a la escuela… Ah, presenté a los Red Hot Chili Peppers al Hall of Fame. Eso fue rock & roll!

Stiller: Yo soy una persona bastante aburrida. Ni los paparazzi me persiguen en Nueva York. Si alguno se topa conmigo es porque seguro que estaba buscando a otro…

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here